Los 7 tipos de vulnerabilidades de ciberseguridad más comunes

Compartir
A medida que el mundo se digitaliza cada vez más, las vulnerabilidades de ciberseguridad son cada vez más comunes.

A continuación, se presentan 7 de los tipos más comunes de vulnerabilidades de ciberseguridad, junto con algunos consejos sobre cómo proteger su negocio de ellas.

  • Vulnerabilidades de desbordamiento de búfer

Una vulnerabilidad de desbordamiento de búfer (O Buffer Overflow) se produce cuando un programa intenta escribir más datos en un búfer de tamaño fijo de lo que el búfer está realmente asignado para contener. Esto puede hacer que el programa se bloquee, o incluso permitir la ejecución de código malicioso. Los desbordamientos del búfer son uno de los tipos más comunes de vulnerabilidades de seguridad.

Para proteger su negocio de las vulnerabilidades de desbordamiento de búfer, es importante utilizar técnicas de programación seguras y realizar una comprobación de límites en todos los datos de entrada.

  • Vulnerabilidades de condición de carrera

Una vulnerabilidad de condición de carrera ocurre cuando dos o más hilos de ejecución acceden a datos compartidos e intentan actualizarlos simultáneamente. Esto puede llevar a resultados impredecibles, incluyendo corrupción de datos y ataques de denegación de servicio. Las condiciones de carrera son relativamente raras, pero pueden ser extremadamente difíciles de depurar y solucionar.

Para proteger su negocio de las vulnerabilidades de las condiciones de carrera, debe utilizar técnicas de sincronización adecuadas al acceder a los datos compartidos.

  • Errores de cadena de formato

Los errores de cadena de formato se producen cuando el especificador de cadena de formato en una función de estilo printf()no se utiliza correctamente. Esto puede permitir la ejecución de código malicioso o la filtración de información sensible. Los errores de cadena de formato son relativamente infrecuentes, pero pueden ser muy peligrosos si se aprovechan.

Para proteger su negocio de los errores de cadena de formato, siempre debe comprobar que la cadena de formato es correcta antes de utilizarla. También debe utilizar las versiones «seguras» de las funciones de estilo printf(), como fprintf(), cuando sea posible.

  • Vulnerabilidades de Cross-Site Scripting (XSS)

Las vulnerabilidades de Cross-Site Scripting (XSS) ocurren cuando un atacante es capaz de inyectar código malicioso en una página web que luego es ejecutado por usuarios desprevenidos que visitan la página. Esto puede provocar la filtración o el robo de información sensible, o incluso permitir al atacante tomar el control de la sesión del navegador del usuario. Las vulnerabilidades XSS son relativamente comunes y pueden ser muy peligrosas si se explotan.

Para proteger su negocio de las vulnerabilidades XSS, debe desinfectar todos los datos de entrada antes de mostrarlos en una página web. También debe asegurarse de que está utilizando un navegador web moderno que tiene protección incorporada contra los ataques XSS.

  • Vulnerabilidades de inyección SQL

Las vulnerabilidades de inyección SQL se producen cuando la entrada del usuario no se sanea adecuadamente antes de ser utilizada en una consulta SQL. Esto puede permitir a un atacante ejecutar código SQL arbitrario, lo que puede llevar a la filtración o robo de información sensible, o incluso permitir al atacante tomar el control del propio servidor de la base de datos. Las vulnerabilidades de inyección SQL son relativamente comunes y pueden ser muy peligrosas si se explotan. Para proteger su negocio de las vulnerabilidades de inyección SQL, siempre debe desinfectar la entrada del usuario antes de utilizarla en una consulta SQL. También debe utilizar consultas parametrizadas siempre que sea posible.         

  • Vulnerabilidades de denegación de servicio

Los ataques de denegación de servicio (DoS) se producen cuando un atacante intenta impedir que los usuarios legítimos accedan a un servicio abrumándolo con tráfico o peticiones. Esto puede hacer que el servicio deje de estar disponible para los usuarios legítimos, lo que puede provocar una pérdida de ingresos o que los clientes abandonen el servicio por frustración. Los ataques DoS son relativamente comunes, pero normalmente se pueden mitigar con un filtrado adecuado y una limitación de la velocidad. Para proteger su negocio de los ataques DoS, debe implementar un filtrado adecuado y una limitación de velocidad en todo el tráfico de la red..

  • Ataques de suplantación de identidad

Los ataques de suplantación de identidad se producen cuando un atacante intenta engañar a un usuario para que le proporcione información confidencial, como contraseñas o números de tarjetas de crédito, haciéndose pasar por una entidad de confianza. Los ataques de phishing son extremadamente comunes y pueden ser muy difíciles de detectar incluso para los usuarios experimentados.

Para proteger su empresa de los ataques de phishing, debe instruir a sus empleados sobre cómo detectar los correos electrónicos de phishing y no hacer nunca clic en los enlaces o archivos adjuntos de fuentes no fiables.

  • En conclusión…

Las amenazas a la ciberseguridad son cada vez más comunes a medida que nuestro mundo se digitaliza cada vez más. Aunque no existe una solución milagrosa para proteger a su empresa de todas las amenazas de ciberseguridad, comprender los tipos de amenazas más comunes es un buen primer paso. Tomando medidas para mitigar estas amenazas, puede ayudar a mantener su negocio a salvo de daños.

Si aún te quedan dudas sobre como proteger estos entornos, podemos ayudarte sin compromiso. Contacta con Kate. Autor: Josué LópezCEO & CSO en Auditech.