Falleció Carlos Pacheco, el mejor dibujante español de superhéroes

Compartir
El dibujante gaditano Carlos Pacheco ha fallecido este miércoles a los 60 años. Hace apenas dos meses anunció que sufría esclerosis lateral amiotrófica (ELA), lo que provocó una auténtica oleada de solidaridad en las redes sociales. Este 14 de noviembre, Carlos Pacheco habría cumplido 61 años.
LMN

Carlos era una de las mayores estrellas del cómic norteamericano y, hace 30 años, fue la punta de lanza de la invasión de los autores españoles que ahora trabajan allí. Dibujó las series de casi todos los grandes personajes de Marvel y DC, desde La Patrulla X a Superman, y fue el gran referente de las generaciones que lo siguieron.

Él se definía como “un dibujante de historietas al que lo que más le interesa es contar historias”.

Hace apenas unos días, el 2 de noviembre, agradecía en su twitter el último premio que había recibido, el de la Asociación de Autores de Cómic a toda una carrera.

En cada una de sus páginas se notaba el amor de Carlos al cómic y al género de superhéroes, que otros autores desprecian, pero que él engrandeció con cada una de sus páginas. Para regocijo de sus innumerables fans.

Descubrimos a Carlos Pacheco cuando empezó a colaborar, a finales de los 80, con Forum, la editorial que publicaba entonces los cómics Marvel en España. Allí realizó numerosas portadas y pósteres de personajes de la editorial, como X-Men, Los Vengadores o Los 4 Fantásticos.

En 1993 fue contratado por la división británica de Marvel Comics, donde se dio a conocer para el público anglosajón con su primera serie, Dark Guard.

Lo curioso es que su salto a Estados Unidos, en 1994, fue con The Flashen una recordada saga de la competencia, DC Cómics.

Aunque Marvel lo recuperó enseguida para dibujar colecciones como Bishop, Universo-X, Excalibur y los Cuatro Fantásticos. Pero no abandonó el mercado español y, a mediados de los 90 creó, junto a Rafael Marín, las series Iberia Inc. y Tríada Vértice (Planeta DeAgostini).

Ya convertido en una estrella de Marvel llegó a guionizar y dibujar (junto a Rafael Marin) una etapa de Los Cuatro Fantásticos (2000-2002). Su último trabajo para Marvel, en esta primera etapa, fue su participación en el especial Héroes, el libro dedicado a la recaudación de fondos para la American Red Cross con motivo de los atentados del 11 de septiembre del 2001.

Tras eso, firmó un contrato con DC donde dibujó a sus mayores héroes, Superman y Batman.

Fue entonces cuando conoció al guionista Kurt Busiek (Astro City), junto al que creó su obra más personal y recordada: Arrowsmith. En ella nos trasladan a un 1915 alternativo para narrar las aventuras de Fletcher Arrowsmith, un soldado que lucha en una I Guerra Mundial muy diferente a la que conocemos, ya que utilizan magia y dragones para enfrentarse al enemigo. Un cómic que fue nominado al Eisner a mejor serie limitada.

Desde entonces ha dibujado decenas de cómics en los que siempre demostró su compromiso con su trabajo, redefiniendo a personajes como la Capitana Marvel, cuyos orígenes actualizó con motivo del estreno de su película.

El pasado 28 de septiembre, Carlos anunciaba así la publicación de su última portada.

En estos últimos años, Carlos Pacheco se había convertido en uno de los dibujantes más admirados del cómic mundial. La energía y el dinamismo de sus páginas siguen siendo un referente para cualquiera que quiera dibujar superhéroes.