«El filo de la navaja», la novela que hay que leer, sí o sí, de Somerset Maugham

Compartir
Una espléndida vida literaria desde 1897 que el escritor británico culminó con ‘El filo de la navaja’ (1944), sin duda, el más célebre de sus títulos, adaptada al cine en diversas ocasiones. La primera adaptación se realizó en 1946 protagonizada por Tyrone Power y con la que la mítica Anne Baxter ganó un Oscar.
Manuel Vega

Un hombre, Larry Darrel, mira atrás y no se ve a sí mismo. No está muerto, ha sobrevivido a la Gran Guerra y ya nada puede ser como antes. Necesita renacer y encontrarle sentido a su vida.

Larry romperá su compromiso de boda y renunciará a su radiante porvenir en el mundo de las finanzas. París, la India y el Tibet serán algunos de los escenarios en los cuáles buscará otro modo de enriquecerse: en sabiduría y en conocimientos, sumergiéndose en nuevas culturas y espiritualidades.

Sin Darrel, la vida continúa en Chicago, en donde Isabel ha renunciado a esperarle y el crack del 29 amenaza fortunas y sueños de oro. Novela imprescindible de uno de los autores más leídos del siglo XX.

Un viaje al interior de la condición humana, un testimonio extraordinario que el propio William Somerset Maugham nos cuenta en primera persona sobre la búsqueda de la paz espiritual y la felicidad de vivir.

Algo sobre su vida y obra

William Somerset Maugham nació el 25 de enero de 1874 en la ciudad de París (Francia).

Era el hijo más joven de los seis que tuvieron el diplomático británico Robert Ormond Maugham y su esposa Edith Mary Snel.

William vio la luz en la embajada británica de la capital francesa.

En el año 1882 murió su madre a causa de la tuberculosis y dos años después falleció su padre de cáncer.

En el año 1887 se marchó a vivir con su tío, el sacerdote Henry Maugham.

Estudió Medicina en el St. Thoma’s Hospital y ejerció su profesión hasta 1897, año en el que publicó su primera novela ‘Liza De Lambeth’, un libro con el que alcanzó el triunfo comercial y la dedicación plena al mundo literario.

Sus novelas

Entre sus novelas, caracterizadas por su agilidad narrativa, riqueza descriptiva y un miramiento cínico a las relaciones humanas, destacan…

  • “La Señora Craddock” (1902)
  • “Servidumbre Humana” (1915) con el protagonismo de un estudiante sometido a una pérfida mujer
  • “Soberbia” (1919)
  • “La Luna y Sus Seis Peniques” (1919)
  • “El Velo Pintado” (1925) con el protagonismo de una joven infiel a su marido en Hong Kong
  • “El Misterio De La Villa” (1941)
  • “El Filo De La Navaja” (1944)…

También escribió cuentos, entre ellos  “Lluvia”, un texto adaptado al cine en diferentes ocasiones.

Varios de sus cuentos, como “La Carta” y la citada “Lluvia”, se encuentran en “Extremo Oriente” (1921) o “Ahenden o El Agente Secreto” (1928).

En su faceta teatral logró un apreciable reconocimiento por títulos como “El Círculo” (1921) o “Nuestros Superiores” (1923).

En el año 2018, la editorial Hatari Books publicó en español “Recordando Al Sr. Maugham”, un libro escrito por el cineasta Garson Kanin.

W. Somerset Maugham y sus lios amorosos

En el año 1906 inició una relación amorosa con Sue Jones, finalizada en 1913 al rechazar Sue las proposiciones de matrimonio de Maugham.

En 1917 se casó con Syrie Wellcome. Dos años antes había nacido su hija Mary Elizabeth.

En el año 1962 adoptó como hijo a Alan Searle, su amante.

Murió en Saint-Jean-Cap-Ferra, Niza, el 16 de diciembre de 1965. Tenía 91 años de edad. Está enterrado en la Catedral de Canterbury, Canterbury, Kent.