Noche de San Juan

Compartir
Dice la leyenda que el Sol se enamoró de la Tierra y no quería separarse de ella…para homenajear la relación se festejaba la llegada del solsticio de verano encendiendo hogueras, y para dar más “fuerza” al Sol.
Rosario Tamayo

Así nació la tradición de la noche de San Juan, puede que haga más de 5.000 años; obviamente, con un origen pagano, que el cristianismo luego adoptó y relacionó con la fecha del nacimiento de San Juan Bautista, el 24 de junio, seis meses antes del nacimiento de Jesús; parece que Zacarías, padre de San Juan, ordenó encender una gran hoguera para dar a conocer a amigos y parientes el nacimiento de su hijo y celebrarlo.

Una noche a la que Jorge Luis Borges dedicó estos versos:

“Suave como un sauzal está la noche.

Rojos chisporrotean

los remolinos de las bruscas hogueras;

leña sacrificada

que se desangra en altas llamaradas,

bandera viva y ciega travesura.”

Ciertamente el fuego ha tenido en casi todas las civilizaciones una función purificadora, y en la noche de San Juan la hoguera representa el triunfo de la luz sobre la oscuridad, cerrando etapas y poniendo fin a lo malo para que empiece algo mejor. El fuego en esa noche arde, cautiva y enciende, es cálido, brillante y mágico.

Pudo tener sus orígenes en Persia, en lo que se denominó zoroastrismo, una religión basada en las enseñanzas del filósofo Zoroastro, en la que el fuego es el símbolo de la luz, que representa sus principios esenciales y también encontramos vestigios de esta celebración entre los celtas, así como en el círculo de piedra megalítico de Stonehenge, sito en Gran Bretaña, en el que el día 21 de junio el sol atraviesa el círculo e incide directamente sobre la heet stone, el menhir situado fuera del complejo, al comienzo del camino que lleva a su interior

Es una fiesta especialmente arraigada en España, Portugal y países nórdicos, con rituales como saltar la hoguera, bañarse en el mar a medianoche o escribir en un papel los deseos.

En nuestro país tiene una gran tradición en la costa mediterránea, con fuegos artificiales en Cataluña y Valencia; también en Asturias y en Galicia, donde la queimada no puede faltar; en Menorca lo celebran con un gran espectáculo ecuestre. En Andalucía queman un muñeco que en Cádiz llaman “Juanillo”.

En Alcobendas volveremos a celebrar la noche de San Juan de igual forma a como lo hacíamos antes de la pandemia, con hoguera, música y queimada que hará la Xuntanza de galegos.

Dejaremos que el fuego queme todo lo que el mundo ha vivido en los últimos tiempos y miraremos con esperanza a todo lo bueno que el futuro, seguro, traerá a nuestra ciudad y sus vecinos.

Daremos así la bienvenida al verano, que continuará teniendo programación cultural en Alcobendas, especialmente con los títeres durante el mes de julio y el cine de verano, en el que hemos rescatado algunas películas que están en la memoria de toda una generación y que muchos padres podrán descubrir a sus hijos.

Y tú enciende esa noche un sueño y déjalo arder para que pronto se haga realidad.

Y, por supuesto, felicidades a todos los Juanes y Juanas!

Rosario Tamayo/ Concejala de Cultura Alcobendas