Cultura y entretenimiento

‘Del Revés 2’ (‘Inside Out 2’), más dinámica y menos confusa que la de la primera “Inside Out”.

Compartir
Hace dos años, Pixar lanzó “Turning Red” (“Red”, como se la conoce), una película animada sobre una niña de 13 años que lidia con la pubertad. Ahora, el estudio está lanzando «Inside Out 2” (“Del revés 2” en España), una animación sobre una niña de 13 años que lidia con la pubertad.

“Inside Out 2”, que da la sensación de ser una secuela para el streaming, fue estrenada en los cines y es un placer. Y en esta decepcionante temporada, bien podría ser el mejor entretenimiento convencional que Hollywood tiene para ofrecer.

Al igual que el primer «Inside Out”, que se estrenó en 2015, la secuela se desarrolla dentro de la mente de Riley Anderson (con la voz esta vez de Kensington Tallman), donde cinco emociones antropomorfizadas se encuentran frente a una consola que guía sus acciones.

La líder de la pandilla es Alegría (Amy Poehler); los otros son Tristeza, Ira, Miedo y Asco. A la banda le resulta difícil controlar a la Riley influida por sus hormonas, y las cosas se ponen más difíciles cuando ella está yendo a un campo de entrenamiento de hockey sobre hielo y sus dos mejores amigas le dicen que no asistirán a la misma escuela secundaria que ella.

Esta secuencia es una ingeniosa parodia de una película de espionaje de alta tecnología, en la que las emociones buscan pistas escondidas en los rostros de los amigos de Riley.

Pero también es desgarradora. El mundo de Riley está cambiando otra vez, tal como sucedió cuando su familia se mudó de Minnesota a San Francisco en “Inside Out”.

Ahora las emociones tienen que decidir si debería pasar tiempo con sus viejos amigos en el campamento de hockey o empezar a buscar nuevos amigos.

Entonces las hormonas adolescentes de Riley tienen otro efecto: la sede de las emociones es invadida por cuatro recién llegados, liderados por la maníaca Ansiedad, de color naranja, parecida a un Muppet (Maya Hawke).

“Inside Out 2” tiene varios de los artificios y concesiones que son inevitables en una secuela. Algunos recordarán que, en la primera película, todo el mundo tenía sólo cinco emociones en total, por lo que los guionistas, Meg Le Fauve y Dave Holstein, hicieron un poco de trampa al reescribir las reglas.

La llegada de las nuevas emociones es justo lo que la historia necesita, porque la lucha de poder resultante proporciona el conflicto que le faltaba a la anterior “Inside Out”.

Sinopsis

Riley entra en la adolescencia y el Cuartel General sufre una repentina reforma para hacerle hueco a algo totalmente inesperado: ¡Nuevas emociones! Alegría, Tristeza, Ira, Miedo y Asco, con años de impecable gestión a sus espaldas (según ellos…), no saben muy bien qué sentir cuando aparece Ansiedad. Y parece que no viene sola.