Confirmado cuánto subirán las pensiones el próximo año

Compartir
El Ministerio de Seguridad Social ha confirmado que las pensiones contributivas crecerán un 3,8% en 2024, mientras que las no contributivas se incrementarán un 6,76%. Este aumento, determinado por el dato de la inflación interanual de noviembre conocido hoy (3,2%), hace que los pensionistas ya sepan cuánto va a subir cuánto va a subir su jubilación el próximo año.
LMN

Esta relación entre las pensiones y la inflación se consolidó en la reforma de 2021, que derogó el controvertido factor de sostenibilidad introducido en 2013. Bajo esta reforma, las pensiones contributivas de la Seguridad Social mantendrán su poder adquisitivo, según lo establecido por la ley impulsada por el entonces ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá.

En la segunda parte de la reforma, se establece un aumento superior al del Índice de Precios al Consumidor (IPC). Esta medida, que seguirá en línea ascendente hasta 2027, con el umbral de pobreza como referencia, busca mejorar las condiciones de vida de los sectores más desfavorecidos.

El Ministerio no ha proporcionado detalles sobre el aumento de las pensiones mínimas y no contributivas, pero según proyecciones, la pensión mínima de jubilación contributiva para personas de 65 años o más con cónyuge a cargo podría aumentar en un 6,85%, pasando de 13.527 euros brutos anuales en 2023 a 14.453 en 2024. Mientras, las pensiones no contributivas se calcula que experimentarán un incremento del 6,76% en 2024, de 6.785 euros este año a 7.244 el que viene.

Pensión máxima

Por su parte, la pensión máxima para las pensiones contributivas escalará de los 3.059 euros brutos al mes de 2023 a unos 3.174 euros. En cómputo anual crecerá de 42.823 euros a unos 44.450 euros en 2024, tras la subida del 3,8%.

Disminuye un 0,9% el PIB

A pesar de estos aumentos, el gasto en pensiones contributivas en España, que alcanzó los 12.100,8 millones de euros en noviembre, representa el 11,5% del Producto Interior Bruto (PIB). Aunque es el desembolso más alto de la historia, supone una ligera disminución con respecto al mismo mes de 2022 y una reducción significativa en comparación con el pico del 12,4% registrado en 2020.

El incremento proyectado en las pensiones en España para el próximo año refleja un esfuerzo por preservar el poder adquisitivo de los pensionistas, especialmente aquellos en situaciones más precarias.