Sanse estrenará una zona de juegos acuáticos para los más pequeños en la piscina de la Dehesa Boyal

Compartir
Esta nueva actuación consiste en un área totalmente renovada de 360 metros cuadrados que ofrecerá a los usuarios 35 elementos de juego, con 6 dispositivos interactivos, 3 toboganes y una gran cuba de agua de 160 litros.

La obras en esta actuación situada en la piscina de verano del Polideportivo Dehesa Boyal están a punto de concluir y se estrenará con la apertura de la temporada, cuyo comienzo esta previsto para el mes de junio.

Desde la Delegación de Deportes se informa de que con la próxima apertura de este nuevo vaso lúdico se va a aumentar la calidad en el tratamiento del agua, y se conseguirá una instalación más sostenible gracias a unos dispositivos interactivos de chorros, que hacen que su uso sea más racional, y con la instalación de suelo de seguridad proveniente de caucho reciclado.

El concejal de Deportes, Ángel Buenache (Cs), ha explicado que “con este nuevo parque de juego acuático se mejora de manera importante la instalación y aumentamos el uso a más franjas de edad, ya que la antigua estaba diseñada sólo hasta los 6 años y la actual sube hasta los 12, un gran salto en la oferta lúdica a los más pequeños”.