Las carreteras que serán de pago en España en 2023

Compartir
Como todo lo anunciado llega, ahora la DGT nos informa de los tramos de carretera en los que hay que pagar un peaje. Según detallan, es necesario cobrar para el mantenimiento de lo que los españoles en general, nos sentimos muy orgullos: nuestra red de carreteras, aunque todavía queden cosas por hacer o perfeccionar.
LMN

El nuevo sistema de peajes en España comenzará próximamente. Los conductores que circulen por autovías y, muchas de ellas hasta ahora gratuitas, deberán pagar un peaje a partir de 2024. De esta forma lo confirmó el Secretario General de Infraestructuras, Sergio Vázquez, a los medios de comunicación: “Vamos a implantar un sistema de tarificación”.

El motivo, según argumentan, es que “no tiene sentido que el mantenimiento de las carreteras se siga sufragando con los impuestos de todos los españoles que tienen necesidades más urgentes como son las políticas sociales”. El Gobierno de España comenzó los trámites para estudiar las diversas posibilidades de cobro en todas las autovías del país en 2024, a cambio de recibir los fondos europeos, valorados en 70.000 millones de euros.

Las que serán de pago

A la espera de que se concrete el plan del Ejecutivo, hay una comunidad que ha tomado la iniciativa y que impondrá peajes, ya desde el año 2023, para los vehículos pesados. La Diputación Foral de Guipúzcoa fue la primera en establecer un sistema de pago por uso en la A-636; en el tramo de 15,5 kilómetros que une los municipios de Beasain y Bergara.

En la actualidad el pleno de las Juntas Generales de Vizcaya ha aprobado una norma foral que permitirá implantar un peaje para camiones en 101 kilómetros de cinco carreteras de la provincia.

Las carreteras vascas que pasarán a ser de pago el próximo año son las siguientes:

  • BI-625, entre Basauri y Llodio.
  • N-240, entre el valle de Arratia y el puerto de Barazar.
  • A-8, entre Basurto y El Haya.
  • N-636, entre Durango y la muga con Guipúzcoa.
  • Corredor del Txorierri, entre Rontegi y Erlentxes.

Las excepciones

Existen tres casos en los que los usuarios pueden quedar excluidos de los peajes por usar las autopistas y autovías en España: los recorridos para ir y volver del trabajo, los recorridos para ir y volver del centro de estudios y los recorridos que se deban a asuntos médicos.

Por tanto, aquellas personas que tengan que utilizarlas frecuentemente para desplazarse hasta su puesto de trabajo o hasta su lugar de estudios no tendrán que pagar la tarifa por emplear las carreteras de alta capacidad. Además de este tipo de viajes de la vida cotidiana, tampoco deberán pagar peaje aquellos que tengan que acudir al hospital o al centro de salud.

La red estatal de carreteras alcanza los 24.466 kilómetros de extensión, de los que 12.000 son vías de alta capacidad. En los últimos años la tendencia ha sido la de eliminar peajes en relación a cuando expiraron las concesiones de algunas de las autopistas.

Los nuevos peajes comenzarán a operar a finales del año en la BI-625 y en la N-240. El resto se irá sumando progresivamente en 2023. Hasta la fecha, sólo tendrán que pagar los vehículos de más de 3,5 toneladas. El sistema de cobro será el mismo que en Guipúzcoa, donde opera el sistema free-flow que consiste en la instalación de grandes arcos con lectores de matrícula.